Principal

Historia

Principios

Estatutos

Comisión Directiva

Socios

Legislación

Que hacemos

Subsidios Nacionales

Congresos

Laboral

Explicativos

Historia de un club

Contáctenos

 


  Google


En la web
En AREDA

 

 

 

24 de Julio de 2013

Fútbol sangriento y sin público visitante

 

Por Daniel Roberto Viola

La muerte de Javier Martín Gerez, hincha de Lanús (Argentina), tras recibir un
balazo de goma en circunstancias que se investigan, por "abuso excesivo de
la autoridad en legítima defensa", apuró la decisión de prohibir al público
visitante para todas las categorías del fútbol de A.F.A.

El presidente Alejandro Marón dijo: "Lo que ocurrió el lunes con la gente de
Lanús y la forma en que sufrió la represión policial me hizo recordar a tiempos
anteriores a la democracia".

Este luctuoso hecho no hace más que confirmar el alto índice de peligrosidad
que ronda los estadios de fútbol, a pesar de los costosos operativos policiales.

A la insólita modalidad de dejar tribunas vacías, conocida como "pulmones", le
siguió la suspensión del público visitante en la B Nacional, (hasta el descenso
de River Plate en 2011), y más tarde, "el partido a puertas cerradas y sin público".

Los ejes de la responsabilidad involucran tanto a la A.F.A. como a clubes,
hinchas y autoridades encargadas de prevenir y erradicar a la violencia en
los espectáculos deportivos.

Como ensayo para un diagnóstico, algunos investigadores adjudican la violencia
irrefrenable a las condiciones socio-económicas y culturales de la población bajo
el pretexto de "la pasión del hincha".

A partir de 1990, los "10 mandamientos del fútbol inglés" (Football Spectators Act)
establecieron nuevas reglas para el ingreso a los estadios:

1) Redacción de un informe preliminar sobre la violencia (Informe Taylor).

2) Emisión obligatoria de entradas con asientos numerados para la totalidad del público.

3) Supresión de los alambrados que rodean al campo de juego y mejora en los accesos,
con salidas identificables para una evacuación rápida.

4) Creación de una policía especializada en acciones disuasivas (cuerpo a cuerpo) y
sin fines represivos.

5) Prohibición de venta de "tickets" el día del partido y fomento del sistema de
abonos por temporada.

6) Instalación de cámaras de video en el estadio.

7) Aplicación del "derecho de admisión" y "carnets" exclusivos e intransferibles para
los hinchas.

8) Prohibición de portación de armas, bebidas alcohólicas y drogas.

9) Multas y sanciones de "por vida" para los hinchas más violentos (se dictaron
35 condenas a prisión perpetua y a una "lista negra" 5000 "hooligans" se les
prohibió el ingreso a los estadios).

10) Unificación de los criterios de seguridad y planes de emergencia según la estructura,
capacidad y vías de accesos de cada estadio. Créditos reintegrables del Estado a los
clubes para reformar los estadios.

En Argentina, la instalación cámaras de video y el promocionado sistema de ingreso
biométrico AFA Plus, aparecen como medidas insuficientes en la lucha contra barras
bravas de tiempo completo que conviven en los clubes.

Hoy se investigan asesinatos ocurridos en las tribunas y debajo de ellas, en la esquina
de un estadio y en una pileta de natación, amenazas al árbitro en los vestuarios.

La falta de políticas de Estado aplicables a lo largo y ancho del país, deviene como una
asignatura pendiente en el camino hacia las soluciones posibles.

La proliferación de investigaciones sobre presuntos ilícitos por "reventa de entradas";
"carnets falsos"; "evasión tributaria"; "homicidio"; "encubrimiento agravado"; "lavado
de dinero"; "malversación de fondos"; "pasaportes falsificados", "asociación ilícita";
nos eximen de tener que demostrar hechos que son obvios.

De nada valen estas restricciones si no se atienden las causas verdaderas. ¿Será hora
de parar la pelota y barajar de nuevo?

Fuente: Iusport

 

 
 
 

Asociación Rosarina de Entidades Deportivas Amateurs - Buenos Aires nº 1252  . Tel 4242301. 
aredaclubes@aredaclubes.arnetbiz.com.ar - hector@ejugar.arnetbiz.com.ar