Principal

Historia

Principios

Estatutos

Comisión Directiva

Socios

Legislación

Que hacemos

Subsidios Nacionales

Congresos

Laboral

Explicativos

Historia de un club

Contáctenos

 

 

 

 

15 de Julio de 2014

Romario culpa al Gobierno y a los clubes
del desastre futbolístico de Brasil


El ex jugador de fútbol brasileño y diputado del Congreso por Partido Socialista Brasileño (PSB),
Romario da Souza, ha escrito una carta para explicar cuáles han sido, según él, las causas del
deterioro del fútbol brasileño, reflejado en la humillante derrota que sufrió la selección ante
Alemania en la semifinal del Mundial de Fútbol que ellos mismos organizaron. En el escrito
detalla la mala gestión que el fútbol brasileño ha sufrido en los últimos años culpando al gobierno
y a los clubes de fútbol.

La misiva publicada por Romario en su cuenta de Facebook apela a una derrota que ya se gestaba
fuera de los terrenos de juego. No cuestiona la superioridad alemana sino que reflexiona sobre las
causas de la gran inferioridad brasileña.

"¿Es solo un problema de los jugadores o de Scolari?" Es una pregunta a la que la negativa para él
es obvia. En sus palabras afirma que el fútbol del país viene deteriorándose desde hace años. "Lo
lleva gente sin talento. Sentados en sus lujosos palcos y brindando por el dinero que ingresan. Son
una banda de ladrones y corruptos", aquejaba.

"Llevo cuatro años hablando de los problemas de la federación, una institución corrupta que tiene en
sus manos un patrimonio de altísimo valor. Utiliza nuestro himno, nuestra bandera y cánticos, y, por
encima de todo, nuestros jugadores. Con eso mueven ríos de dinero, mezclando fútbol y negocio",
expone en la nota.

"Nunca tuve el apoyo de la presidenta Dilma ni del ministro de Deportes, Aldo Rebelo, cuando pedí
reiteradas veces que el Gobierno interviniera en nuestro fútbol", afirma con amargura la exestrella.

El que en su día formase parte de la 'canarinha' también justificó que, a excepción de la gran humillación
de la derrota ante Alemania, perder no es una vergüenza, ya que al fin y al cabo forma parte del deporte.
"Más vergüenza deberíamos pasar por tener los gestores más corruptos del mundo", sigue atacando
a la Federación Brasileña.

Para el ex jugador, el dirigente de la federación José María Marín  es un "ladrón de energía, de terreno
público y un defensor de la dictadura", y recuerda a otro de los presidentes, Marco Polo del Nero,
que recientemente ha sido detenido e investigado por la policía federal por posibles crímenes contra
el sistema financiero.

Según Romario, la corrupción se extendería por todo el sistema de clubes, que aplican la misma gestión
que en su día implantaron João Havelange y Ricardo Teixeira, que ahora siguen Marín y del Nero. "Es esta
mala gestión la que ha destruido nuestro fútbol. Lleva años siendo respaldada por el Congreso
Nacional con continuas amnistías a las deudas".

Además de la crítica, Romario lanza una propuesta para reconstruir el fútbol nacional como patrimonio
cultural, sería obligar a la Federación a invertir un 5% de los ingresos por comercialización de
productos y servicios provenientes de la actividad de representación del fútbol brasileño en los
ámbitos nacional e internacional; derechos de patrocinio, y de retransmisión... que irían destinados
a una escuela de fútbol para jóvenes de todo el país.

Romario y el fútbol brasileño lloran y se preguntan por qué la selección no ha podido siquiera jugar en
Maracaná debido al modelo organizativo del Mundial.

Fuente: www.notimerica.com





 
 
 

Asociación Rosarina de Entidades Deportivas Amateurs - Buenos Aires nº 1252  . Tel 4242301. 
aredaclubes@aredaclubes.arnetbiz.com.ar - hector@ejugar.arnetbiz.com.ar